XXX

Please consider where you stand in view of the following long-term goals.

1. Cuando creo tareas digitales en clases de idiomas para estudiantes, me doy cuenta y abordo posibles problemas digitales.
No preparo tareas digitales para la enseñanza de idiomas.
Mis alumnos no tienen problemas con el uso de la tecnologí­a digital para el aprendizaje de idiomas.
Personalizo las tareas asistidas por ordenador para el aprendizaje de idiomas con el fin de minimizar las dificultades.
Analizo los posibles obstáculos y desafí­os del uso de la tecnologí­a con los alumnos y busco las soluciones.
Personalizo las actividades lingüí­sticas según las necesidades e intereses de los alumnos, analizo las soluciones para las dificultades que pueden surgir y proporciono formas alternativas de completar la tarea.

2. Integro tecnologí­as digitales para proporcionar a los estudiantes adultos oportunidades de aprendizaje lingüí­stico personalizadas.
Todos los alumnos/as deben realizar las mismas actividades lingüí­sticas, independientemente de su nivel de competencia.
Proporciono a los estudiantes recomendaciones sobre recursos digitales adicionales para el aprendizaje de idiomas.
Proporciono actividades digitales opcionales para mejorar las habilidades lingüí­sticas especí­ficas de aquellos estudiantes que están avanzados o de los que están rezagados.
Siempre que es posible, aplico tecnologí­as digitales en las clases de idiomas para satisfacer necesidades y preferencias de aprendizaje (especiales).
Reflexiono de forma sistemática y adapto mis métodos docentes para vincularlos a las necesidades, preferencias e intereses de aprendizaje individuales (especiales) de los alumnos/as.

3. Integro tecnologí­as digitales para que los estudiantes adultos participen activamente en las clases de idiomas.
En mi entorno laboral no es posible implicar activamente a los alumnos/as en una clase de idiomas.
Implico activamente a los alumnos/as en el proceso de aprendizaje de lenguas, utilizando algunas tecnologí­as digitales, por ejemplo, videos o dibujos animados.
En mis clases de idiomas, utilizo recursos digitales y aplico estí­mulos motivadores, por ejemplo, videos, animaciones, dibujos animados.
Mis estudiantes de idiomas interactúan con los medios digitales en mis clases, por ejemplo, utilizan hojas de trabajo electrónicas, juegos, rellenan cuestionarios, colaboran online de forma escrita.
Mis alumnos utilizan sistemáticamente tecnologí­as digitales para desarrollar habilidades lingüí­sticas especí­ficas, investigar, interactuar en entornos online y crear conocimiento y contenido de aprendizaje digital.

Su Puntuación:

Su Puntuación:

Su respuesta: No preparo tareas digitales para la enseñanza de idiomas.

Puede ser un desafí­o integrar tareas digitales si no está familiarizado con ellas, pero existen muchos beneficios al usarlas para fines lingüí­sticos.

Las tareas digitales son una forma útil de permitir el aprendizaje autodirigido. Al principio, los estudiantes pueden sentirse cohibidos en el uso de tecnologí­as digitales, pero pronto se sentirán más confiados con ellas. Esto beneficiará enormemente el proceso de aprendizaje. Si se da el primer paso, es decir, motivar a los alumnos de forma positiva, empezarán a utilizar estas herramientas de forma natural, incluso sin que se les pida explí­citamente.
Considere pedir a los/as alumnos/as que busquen en lí­nea información relevante para el tema actual de las lecciones lingüí­sticas y que presenten sus hallazgos en un formato digital. La tarea solo requiere habilidades digitales de nivel bajo, como presentar un sitio web que trate el tema que se está estudiando, pero también podrí­a ser un informe corto preparado con algún software de presentación. Pregunte al alumnado sobre los problemas que tuvieron con esta tarea y ajuste las reglas (por ejemplo, el formato de presentación de una idea o concepto) para permitir que los/as alumnos/as de todos los niveles participen en las tareas digitales.
Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Wordcloud- generador para mediar conceptos y comunicación
  • Aplicaciones de Pizarra digital como flinga, para crear y mostrar mapas mentales digitales en grupos.
  • Plataformas de aprendizaje online (Alemania: vhs.cloud) que utilizan ejercicios con listas desplegables o enfoques similares para permitir que los estudiantes sin experiencia prueben tareas digitales básicas.
  • Diferentes buscadores para encontrar imágenes o presentaciones adecuadas.
Explore el área de evaluación de las habilidades digitales de los alumnos e intente pensar en algunas tareas que podrí­a ofrecer en un formato digital que puedan realizar todos los alumnos.

Su respuesta: Mis alumnos no tienen problemas con el uso de la tecnologí­a digital para el aprendizaje de idiomas.

Sus alumnos parecen tener un buen acceso a las tecnologí­as digitales. Sin embargo, incluso estos alumnos a veces tendrán dificultades con problemas técnicos u operativos, ya que pueden surgir problemas que no están en la mano del usuario, como conexiones a Internet deficientes, aparatos viejos, etc.

Cuanto más complejas sean las tareas que establezca y más variados los entornos que utilice; es más probable que los estudiantes encuentren problemas técnicos.

Abordar estos problemas proporcionando pautas para los alumnos ayudará a evitar este escenario. Esto es fundamental para garantizar que todos los alumnos/as se sientan incluidos y puedan participar.

Un profesor de idiomas que utilice herramientas digitales debe ser consciente de los posibles problemas técnicos que pueden surgir y saber cómo solventarlos. Antes de introducir nuevos enfoques técnicos, es importante abordar los requisitos básicos y dar una oportunidad para que los alumnos/as comenten y / o reciban comentarios sobre estos. También puede crear recursos digitales como grabaciones de pantalla o pautas completas en PDF para ayudar a los alumnos en el uso de una herramienta digital.

Muchas herramientas digitales ya proporcionan pautas o una guí­a formativa, que se puede mostrar a los alumnos para que puedan acceder a ellas por sí­ mismos. Algunos estudiantes también pueden tener acceso limitado a Internet o un equipo técnico antiguo, así­ que considere posibles estrategias para incluirlos en el proceso de aprendizaje digital.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Software de encuestas online, como Google Forms, Survey monkey or Mentimeter, para medir la opinión del alumno sobre su nivel actual de conocimiento tecnológico y qué dispositivos ya utilizan.
  • Software de transmission de pantalla como Screencastomatic, Loom para crear guí­as y recursos útiles para apoyar a los estudiantes.
Comente abiertamente las dificultades prácticas o técnicas con los alumnos y busque resolverlas en grupo.

Su respuesta: Personalizo las tareas asistidas por ordenador para el aprendizaje de idiomas con el fin de minimizar las dificultades.

Es maravilloso que sea consciente de las dificultades que pueden afrontar los alumnos/as al utilizar las tecnologí­as digitales y que modifique sus actividades en consecuencia. Sin embargo, los intercambios de puntos de vista con sus alumnos pueden ser útiles para comprender mejor qué herramientas y tareas digitales puede aplicar de forma segura con sus alumnos.

Explorar nuevas herramientas digitales y alentar a los alumnos/as a probar tareas digitales más sofisticadas puede resultar útil para detectar sus lí­mites. La retroalimentación constante de sus estudiantes le permitirá ser más consciente de sus competencias digitales, por lo que podrá mejorar el conocimiento lingüí­stico junto con las habilidades tecnológicas y ofrecer tareas más personalizadas que se pueden adaptar fácilmente a las circunstancias individuales.

Evalúe las habilidades digitales de los estudiantes y qué barreras pueden encontrar en los planes docentes previstos.

Basándose en esta previsión, ofrezca las tareas de acuerdo con la capacidad del alumnado y su equipo tecnológico. Si desea ofrecer tareas digitales más avanzadas, anime a los alumnos que posean más habilidades digitales a actuar como mediadores y que ayuden a sus compañeros.

Pregunte a sus alumnos sobre las prácticas y problemas encontrados y adapte la tarea si fuera necesario.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Herramientas en lí­nea para la construcción colaborativa de conocimiento, como Flinga, Miro, ZUMpad. Los alumnos pueden comunicarse con el docente o con sus compañeros si no pueden completar una tarea y necesitan ayuda extra.
  • Plataformas como Survey monkey o Google Forms donde puede crear cuestionarios para recopilar los comentarios de sus alumnos.
Con cada actividad digital recién introducida, debata abiertamente las dificultades prácticas o técnicas con el alumnado y anime a los alumnos/as con más habilidades digitales a actuar como mediadores.

Su respuesta: Analizo los posibles obstáculos y desafí­os del uso de la tecnologí­a con los alumnos y busco las soluciones.

La retroalimentación (feedback) de los estudiantes es muy beneficiosa a la hora de ajustar los enfoques de la enseñanza.

Esté siempre abierto a las sugerencias e ideas de sus estudiantes, ya que pueden contribuir en gran medida a delinear nuevas soluciones para problemas digitales y transmitir su conocimiento a sus compañeros. Esto puede ser un gran apoyo para superar obstáculos comunes.

Debatir posibles soluciones a problemas digitales con los estudiantes le permite evaluar mejor los recursos técnicos y las competencias digitales.

Además, los alumnos pueden aportar nuevas ideas e incluso ayudarle a ampliar su propio conocimiento de la tecnologí­a.

Considere hasta qué punto las soluciones descritas son restrictivas para sus alumnos.

Busque soluciones para esas posibles dificultades con sus alumnos. Incluso en esta etapa, siga pidiendo feedback y ofreciendo ayuda, ya que las tareas pueden estar avanzando a un nivel superior y pueden surgir muchos más obstáculos.

Vea cómo puede introducir nuevos formatos y actividades o promover la variedad en las clases de idiomas y, al mismo tiempo, asegúrese de que nadie se quede atrás.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen
  • Software de presentación como Prezi, Genially o Emaze. Los estudiantes podrí­an utilizarlo para crear presentaciones interactivas sobre un tema actual.
  • Herramientas online para crear libros digitales con plantillas o modelos ya preparados, como Storyjumper, Pixton.
Permita la diversidad y amplí­e sus estrategias digitales según corresponda.

Su respuesta: Personalizo las actividades lingüí­sticas según las necesidades e intereses de los alumnos, analizo las soluciones para las dificultades que pueden surgir y proporciono formas alternativas de completar la tarea.

Involucre a los estudiantes en el desarrollo de un enfoque general de aprendizaje digital que no dejará a nadie atrás.

También, permita que la mayorí­a de los alumnos se beneficien de una mayor variedad de actividades digitales y sugiera posibilidades entre las que elegir para completar determinadas tareas.

Asegurarse de que todos los estudiantes tengan acceso a las mismas oportunidades de aprendizaje en su clase de idiomas le permitirá llevar a cabo un aprendizaje equitativo. Además, al cerciorar de que tengan una amplia gama de recursos digitales a su disposición, los alumnos/as podrán desarrollar más fácilmente las habilidades tecnológicas de acuerdo con sus necesidades individuales.

Es importante asegurarse de que, a largo plazo, todos los alumnos tengan las mismas oportunidades de aprendizaje. Si algunos alumnos están sistemáticamente en desventaja, es esencial, siempre que sea posible, actuar para permitirles beneficiarse de las mismas oportunidades de aprendizaje.

Además de esto, se podrí­a considerar permitir que los alumnos/as pasen a un enfoque de aprendizaje más autodeterminado, permitiéndoles que creen sus propios materiales para apoyar el proceso de aprendizaje de idiomas. De esta forma, el profesor ofrece a todos la posibilidad de encontrar una forma adecuada de resolver problemas, y que se adapte mejor a la capacidad de aprendizaje personal y al equipamiento tecnológico que tengan.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Recursos Educativos Abiertos, como Youtube, TED Ed, Lyrics Training para encontrar más recursos didácticos gratis.
  • Verbix, WordReference Verbito, Lingofox–GERMAN para gramática y formación de vocabulario.

Apoye sistemáticamente a los estudiantes desfavorecidos y supervise su progresión.

Fomente más la innovación y las estrategias individuales.

Su respuesta: Todos los alumnos/as deben realizar las mismas actividades lingüí­sticas, independientemente de su nivel de competencia.

Aunque todos los alumnos/as tienen que realizar las mismas actividades, considere quienes pueden necesitar apoyo adicional y quienes deben ser estimulados.

Debe tener en cuenta que la diferenciación interna en las clases de idiomas es indispensable para ofrecer una enseñanza actualizada y permitir el mismo éxito en el aprendizaje.

Al ajustar las actividades a los niveles individuales de los alumnos/as, podrá continuar sin dejar a nadie atrás. La combinación de diferentes estrategias de enseñanza y aprendizaje y la implementación de una gran variedad de actividades diferentes de aprendizaje puede resultar en un aprendizaje más efectivo y profundo para todos los estudiantes.

Con las herramientas digitales, el docente puede proporcionar material adicional a estudiantes especí­ficos que necesitan más apoyo.

Podemos reforzar este proceso proporcionando formatos fáciles de usar cuando asigna tareas y cuando las enví­a a través de medios familiares y accesibles. Sin embargo, tenga en cuenta que no todos los estudiantes podrán trabajar con estos programas sin una explicación, por lo que es importante que identifique quién es capaz de trabajar con estos formatos y los forme antes de comenzar. Hágalo fácil, no desanime a sus estudiantes desde el principio, apóyelos estableciendo objetivos de bajo nivel y céntrese principalmente en aquellos con la experiencia digital menos desarrollada.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Wordscramble, Puzzle maker pueden ser utilizados por profesores de idiomas para crear tareas lingüí­sticas diferenciadas.
  • Espacios virtuales como Google Drive, Trello proporcionan un espacio virtual donde los alumnos/as pueden encontrar material lingüí­stico adicional y material de apoyo.
Ofrecer más recursos de idiomas para el aprendizaje digital a los alumnos que necesitan apoyo adicional.

Su respuesta: Proporciono a los estudiantes recomendaciones sobre recursos digitales adicionales para el aprendizaje de idiomas.

Conoce y comprende los beneficios de los recursos de aprendizaje, pero también puede aplicarlos en su propio desarrollo de materiales didácticos, por ejemplo, creando materiales en lí­nea individualizados y auténticos e integrándolos en las clases.

La integración de herramientas digitales en sus materiales didácticos puede ser de gran ayuda si desea que el proceso de aprendizaje sea más atractivo. Puede confiar en estas herramientas digitales para trabajar necesidades especí­ficas y también le permitirá desarrollar capacidades lingüí­sticas individuales al involucrar activamente a los estudiantes en actividades en lí­nea, como proyectos cooperativos.

Puede poner en práctica su conocimiento sobre los recursos digitales en la enseñanza del tema que este impartiendo en su clase, y como medio para abordar diferentes necesidades de aprendizaje y preferencias.

Anime a los estudiantes a presentar imágenes o videos online o mediante un servicio de mensajerí­a para los estudiantes que prefieren una orientación más visual y audio para estudiantes con una orientación más audible.

También puede asignar charlas sobre software de uso común, donde los estudiantes podrí­an trabajar en proyectos colaborativos. Para este propósito, los estudiantes con más habilidades digitales podrí­an actuar como mediadores y mostrar cómo usar el programa a los demás.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Mapas conceptuales virtuales o videos interactivos diseñados en Thinglink, Mindmeister o videos explicativos sobres temas actuales que puede encontrar en My Slide Show, TED ED y que puede compartir con el alumnado.
  • Recursos interactivos como H5p, Quizlet, VersaText o Compleat permiten crear herramientas útiles y fáciles de manejar para que apoyen el aprendizaje de contenido.
Abordar las diferentes necesidades y preferencias de aprendizaje al enseñar.

Su respuesta: Proporciono actividades digitales opcionales para mejorar las habilidades lingüí­sticas especí­ficas de aquellos estudiantes que están avanzados o de los que están rezagados.

Sabe qué alumnos necesitan apoyo adicional y qué tipo de actividades pueden ayudarlos.

Lo que podrí­a mejorar el trabajo en esta área serí­a aplicar este conocimiento a su propia enseñanza y abordar las diferentes necesidades de aprendizaje y preferencias en la forma en que presenta la información.

Al diferenciar la entrada lingüí­stica que se utiliza, las necesidades de todos los estudiantes pueden estar cubiertas, sin dejar a nadie atrás. También se pueden introducir elementos de aprendizaje cooperativo, que pueden mejorar las habilidades individuales mientras que promueven el trabajo en equipo.

Varí­e el formato de las actividades y los ejemplos utilizados para ilustrar el contenido del curso a fin de abordar las diferentes experiencias que aportan los alumnos/as.

Promueva proyectos en equipo, donde los estudiantes más avanzados pueden usar sus conocimientos para ayudar a los estudiantes con menos habilidades digitales a través de enfoques de aprendizaje cooperativo. Esto puede mejorar tanto las habilidades digitales como las lingüí­sticas y puede permitir que los alumnos trabajen sincrónicamente a través de plataformas en lí­nea que ofrecen entradas simultáneas.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Software de presentación como Prezi, Genially o MS PowerPoint que permiten a los estudiantes presentar los proyectos de sus equipos.
  • Plataformas y recursos que proporcionan espacions online para proyectos cooperativos, por ejemplo, Storyjumper, Make Beliefs Comix, ZOHO or GoogleDocs.
Incorpore la personalización en la enseñanza y forme a los estudiantes para que creen material de aprendizaje digital más individual.

Su respuesta: Siempre que es posible, aplico tecnologí­as digitales en las clases de idiomas para satisfacer necesidades y preferencias de aprendizaje (especiales).

Sabe cómo abordar las diferentes necesidades y preferencias de aprendizaje para facilitar el proceso de aprendizaje a todos los alumnos/as. Sin embargo, es importante considerar los antecedentes profesionales y personales de los alumnos desde un punto de vista holí­stico e identificar los desafí­os que cada alumno enfrenta y el contexto que aporta.

Favorecer la contribución personal en el proceso de aprendizaje de idiomas puede ser innovador y útil para el individuo y para la clase como grupo de estudiantes.

El profesor puede alcanzar los objetivos de aprendizaje de manera más eficaz, al ajustar las entradas lingüí­sticas digitales a las preferencias y necesidades de los estudiantes.

Exprese interés por las experiencias de los estudiantes y trate de integrarlas en la enseñanza, ilustrando conceptos con ejemplos que sean significativos para ellos. Considere sus limitaciones prácticas y de tiempo y trate de tenerlas en cuenta en las tareas que les asigne. En el trabajo en grupo, anime a los estudiantes a intercambiar conocimientos y experiencias, de modo que tanto los problemas técnicos como los lingüí­sticos puedan abordarse y debatirse entre compañeros.

Aborde la creatividad de los alumnos/as animándolos a producir su propio material de audio y / o video. Adapte las tareas para intentar apoyar las habilidades técnicas y las condiciones previas de los alumnos/as, siempre que sea posible.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Entornos digitales donde las contribuciones individuales se pueden recoger en un espacio compartido, por ejemplo, Padlet, Miro y plataformas de código abierto como WordPress
  • Cuestionarios online como Mentimeter, GetPlickers, Survey Monkey que le permitir conocer los intereses de sus alumnos.
  • Programas de presentación como Google Slides, Genially o Prezi puede permitir a los estudiantes crear presentaciones individuales sobre su tema favorito.
Abordar las experiencias y limitaciones (de vida) de los alumnos/as.

Su respuesta: Reflexiono de forma sistemática y adapto mis métodos docentes para vincularlos a las necesidades, preferencias e intereses de aprendizaje individuales (especiales) de los alumnos/as.

El aprendizaje personalizado es importante, pero la claridad en el contenido y el nivel del curso son igualmente importantes. El alumnado debe saber desenvolverse bien en evaluaciones digitales estandarizadas y tareas prescritas, estén o no en un formato y estilo que entiendan.

Con un abanico más amplio de actividades y una amplia selección de herramientas tecnológicas, podrás proporcionar soluciones completas y exhaustivas a los alumnos/as, para que puedan hacer frente a diferentes tareas digitales independientemente de sus preferencias personales.

Es importante contrarrestar y reconciliar los dos aspectos de la formación personalizada: respetar, abordar y permitir las diferencias al enseñar y apoyar a los alumnos de manera individualizada para conseguir el objetivo de aprendizaje establecido. Para ayudar a los estudiantes a completar evaluaciones convencionales, debe variar sus materiales digitales didácticos, promover proyectos cooperativos e individuales y ofrecer conflictos constructivos.

Asigne una tarea determinada y permí­tales decidir cómo pueden resolver la tarea con los medios digitales que consideren adecuados. Esto podrí­a hacerse como tarea para casa individual. Debate los pros y los contras de cada enfoque, sin evaluar si las soluciones son mejores o peores que las demás.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Plataformas de comunicación, como Linoit, Microsoft-teams or Google classroom, donde puede proporcionar al alumnado una amplia gama de materiales didácticos.
  • Goqr permite generar códigos QR y vincularlos a diferentes formatos como documentos pdf o Word. Al ofrecer diferentes formatos los ejercicios son más variados e individualizados.
Contrarrestar la individualización con la colaboración.

Su respuesta: En mi entorno laboral no es posible implicar activamente a los alumnos/as en una clase de idiomas.

A veces es difí­cil captar la atención de los alumnos incluso en los mejores entornos de aprendizaje. Una forma posible de involucrar a los estudiantes podrí­a ser contar con sus dispositivos personales y promover la iniciativa individual.

Si confí­a en los recursos digitales personales de los estudiantes, como por ejemplo, los teléfonos inteligentes, podrá involucrarlos positivamente y respaldar patrones de enseñanza más personalizados.

Emplear herramientas tecnológicas en clase puede ser visto por los estudiantes como un enfoque innovador y más inclusivo para el aprendizaje y así­ mismo podrán practicar tanto en clase como desde casa, de una manera fácil, y desarrollar la creatividad y expresar opiniones.

La mayorí­a de los estudiantes tendrán acceso a un dispositivo digital con acceso a Internet. Puede aprovechar esto pidiendo a los estudiantes que busquen información en Internet como tarea. O pí­dales que tomen fotos o videos que ejemplifiquen el tema de estudio. Los alumnos pueden llevar esta información al aula para debatirla en grupos pequeños y / o convertirla en una presentación o artefacto.

Desde la perspectiva del aprendizaje de idiomas, también puede aconsejar a los estudiantes que utilicen aplicaciones de gramática o vocabulario online o incluso juegos a través de su teléfono inteligente o tableta.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Plataformas online como Kahoot, AnswerGarden para la creación de cuestionarios.
  • Plataformas para compartir video como YouTube que aporten contribuciones interesantes.
  • Aplicaciones como Grammarly, SpellCheckPlus, Leximage(Francés) hacen que el aprendizaje personal del idioma sea divertido y atractivo.
Empiece e involucre a sus alumnos

Su respuesta: Implico activamente a los alumnos/as en el proceso de aprendizaje de lenguas, utilizando algunas tecnologí­as digitales, por ejemplo, videos o dibujos animados.

Sabe cómo implementar la tecnologí­a para hacer que la enseñanza de idiomas sea más estimulante. Reflexionar sobre cómo podrí­a utilizar las herramientas digitales para involucrar más activamente a los/as alumnos/as en todas las fases del curso puede ser una tarea útil en esta etapa. Además, en esta etapa, vale la pena considerar cómo las estrategias digitales pueden ayudar a los docentes a abordar los problemas y lí­mites que enfrenta en la actualidad.

Los estudiantes que se sienten involucrados activamente en diversas actividades son más propensos a enfrentar un desafí­o y esforzarse más.

La participación operativa también es de gran ayuda en el proceso de aprendizaje. Los recursos digitales pueden ser beneficiosos para abordar las necesidades individuales especí­ficas de los alumnos/as y para estimular la interacción.

Junto con sus alumnos/as, produzca y muestre una presentación. Aní­melos a investigar un tema a través de la investigación en Internet y a documentar sus hallazgos en el video o con imágenes (por ejemplo, a través de sus teléfonos inteligentes) e introducirlos en la presentación. Si los debates grupales de los alumnos/as requieren mucho tiempo y no van al grano, alentarlos a utilizar un entorno compartido como un blog, una wiki o una pizarra virtual puede ayudarlos a concentrarse y acelerar el trabajo en clase. También considere el enfoque del aula invertida, donde los alumnos revisan el material de aprendizaje en casa y luego vienen a clase listos para argumentar lo que han aprendido.
Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Plataformas online como Kahoot o LearningApps para la creación de juegos didácticos o cuestionarios de cultura general sobre un tema actual.
  • Plataformas colaborativas como Flinga, Padlet, YoPad como medio para recoger opiniones y declaraciones en mapas mentales en formato digital.
Explore soluciones digitales para mejorar sus estrategias

Su respuesta: En mis clases de idiomas, utilizo recursos digitales y aplico estí­mulos motivadores, por ejemplo, videos, animaciones, dibujos animados.

En esta etapa, puede proporcionar materiales interactivos y estimulantes para sus estudiantes. Para respaldar esto, permita que los alumnos no solo disfruten, sino que también se involucren con este material. Ayúdelos a ser responsables de su propio aprendizaje de idiomas y fomente el liderazgo en el proceso de aprendizaje.

Aprender haciendo es uno de los enfoques más efectivos para desarrollar habilidades sólidas.

Los estudiantes pueden participar positivamente cuando se sienten involucrados activamente y pueden expresar mejor su creatividad a través de una variedad de herramientas tecnológicas y recursos digitales.

Deje que sus alumnos produzcan y muestren una presentación, ya sea individualmente o en grupos. Aní­melos a investigar un tema que combine la investigación en Internet con videos y fotos propios.

Asegúrese de estar allí­ para guiarlos en este trabajo, al mismo tiempo intente no quitar autoridad al alumno/a en este proceso. Considere cuidadosamente cada tema en cuestión, qué herramientas digitales y qué entornos sociales y modos de interacción son los más apropiados.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Software de presentación como Genially o Google Slides que permite a los estudiantes presentar sus hallazgos y mostrar su investigación.
  • Software para la creación de videos, como Openshot, MySimpleShow que permite a los estudiantes crear y editar sus propios videos.
  • Creador de guiones gráficos, como Pixton, Make Beliefs Comix.
Implemente más actividades digitales dirigidas por los alumnos.

Su respuesta: Mis estudiantes de idiomas interactúan con los medios digitales en mis clases, por ejemplo, utilizan hojas de trabajo electrónicas, juegos, rellenan cuestionarios, colaboran online de forma escrita.

Es maravilloso que sepa cómo confiar en la tecnologí­a para proporcionar materiales didácticos atractivos. En esta etapa, un paso adicional serí­a aumentar aún más la autonomí­a y el liderazgo del alumnado para su propio proceso de aprendizaje.

El aprendizaje activo y cooperativo permite a los estudiantes reforzar nociones y habilidades lingüí­sticas.

También promueve la interacción entre compañeros y asegura que se sientan más autónomos y comprometidos con la participación.

Una forma de mejorar el aprendizaje cooperativo podrí­a ser invertir la cadena de suministro: en lugar de configurar recursos digitales (juegos, cuestionarios, etc.) para los alumnos/as, pí­dales que creen recursos entre ellos.

Pida a los estudiantes que corrijan los errores de los demás al responder las pruebas y aní­melos a mejorarlas continuamente y a compartirlas con otros estudiantes, profesores y personal del equipo educativo. También puede alentar a los alumnos a elegir su propio tema de investigación, utilizando tecnologí­as digitales para encontrar información, crear artefactos y exhibir su trabajo.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Plataformas de aprendizaje basadas en juegos como Cobocards, Cram que permita que los estudiantes diseñen y compartan sus cartulinas personalizadas.
  • Plataformas que ayuden a los estudiantes a crear sus propios videos como Playposit o MySimpleShow.
Forme a los alumnos con investigaciones individuales y tareas más cooperativas.

Su respuesta: Mis alumnos utilizan sistemáticamente tecnologí­as digitales para desarrollar habilidades lingüí­sticas especí­ficas, investigar, interactuar en entornos online y crear conocimiento y contenido de aprendizaje digital.

En este nivel, lo importante es seguir mejorando sus estrategias.

Esto puede implicar reflexionar continuamente sobre la idoneidad de su enfoque y tratar de garantizar un alto nivel en las clases, sin dejar a nadie atrás. Esté abierto a las sugerencias de sus estudiantes para mejorar las estrategias de aprendizaje.

Trabajar y reflexionar constantemente sobre las estrategias propias de enseñanza le permite perfeccionar los métodos, potenciar los puntos fuertes y reflexionar sobre los errores. Los alumnos/as percibirán que ajusta los materiales a las necesidades y preferencias, y eso afectará positivamente su participación.

Permitir que los estudiantes aporten sus propias ideas sobre cómo implementar herramientas digitales en sus lecciones de idiomas les dará una sensación de inclusión y fortalecerá su confianza en sí­ mismos. Esté abierto a cualquier sugerencia sin prejuicios y amplí­e sus propias habilidades al considerar nuevas ideas de sus estudiantes.

Reflexione sobre el equilibrio entre la autonomí­a y la orientación del alumnado al considerar qué mecanismos son los mejores medios para permitir que los alumnos/as sigan sus propios ritmos y, al mismo tiempo, garantizar que aquellos con necesidades especí­ficas o con dificultades también reciban apoyo.

Considere cómo puede ayudar a todos los estudiantes a desarrollar sus fortalezas y trabajar sus debilidades, cómo pueden aprender unos de otros y de sus errores, y cómo su esfuerzo colaborativo puede convertirse en esfuerzos conjuntos que vayan más allá de sus expectativas individuales.

Algunas herramientas que pueden ser útiles para respaldar este proceso incluyen:
  • Plataformas colaborativas como Zoho,Miro, Sutori.
  • Plataformas de comunicación tal y como Acadly o Google classroom, donde el profesor puede organizar horarios y materiales.
  • Plataformas para la creación de videos atractivos como PowToon.
  • Herramientas de auto-evaluación como Italki, Second Life que permite a los estudiantes o profesores trabajar con otros en el aprendizaje de idiomas.
Reflexione crí­ticamente y mejore continuamente sus estrategias. Esté abierto a ampliar su horizonte de nuevos asistentes digitales dí­a a dí­a.